domingo, junio 17, 2018

Terminus est

Si añorar el pasado es cosa de viejos, tal vez tenga que aceptar que no soy tan joven como me siento. Aquí estoy de nuevo, escribiendo en mi blog como si estuviéramos en aquél ya lejano 2008 y pensando lo bueno de Blogger y Wordpress no fue superado por ninguna red social en la década que pasó.
Se respiraba un ambiente de debate, entre relativamente pocas personas, en general inteligentes y muy interesadas en discutir sus puntos de vista. Se debatía sobre ciencia, política, filosofía, moral. Sobre la vida en general.
Más allá de la intrusión incidental de algún troll o de algún participante de pocas luces, los debates eran civilizados, valorándose tanto la claridad de conceptos como la elegancia del texto. Aprendí muchas cosas aquí, hice amigos y conocí personas que respeto y admiro.
Pero todo lo bueno termina. Surgieron otras redes, y el viento de lo nuevo nos arrastró hacia ellas. Nada temimos, después de todo ¿qué podíamos perder? Si aprendimos a debatir aquí, podríamos ciertamente ejercitar esa habilidad en otro lado. Sólo que las cosas pocas veces salen como las imaginamos. 

Uno de los nodos fue Facebook, una red donde los posts de diferentes autores se mezclan en un muro, formado por las contribuciones de quienes decidamos seguir. Podemos pasar de comentar un post sobre la ciencia del cambio climático a felicitar a un amigo por la foto de su bebé. Parecía interesante, después de todo muchos usábamos Google Reader u otro tipo de blog-feed para hacer precisamente eso... 
Solo que el algoritmo es diabólico, y solo pone en el muro una selección de los posts, hecha en base a las estrategias comerciales de la empresa y con completa desatención de nuestro interés. Para sumar desventajas, mamá y la tía Coca lo encontraron irresistible y llenaron nuestros muros de gatitos, frases de Paolo Coelho y el eco fétido del lavado de cerebro televisivo. 

Y claro, Twitter ¡Ah, Twitter!... La red que descubrió que lo interesante de los blogs no eran sus posts sino su sección de comentarios, y sólo por lo enriquecedor del intercambio entre los participantes. Y se constituyó en una especie de sección permanente de comentarios. Limitados en longitud, porque no importa el detalle de tus ideas sino como interactúan con las de los demás. Bellísimo. 
Y funcionó excelentemente los primeros años. Hermosos y acalorados debates llenos de contenido, seguidos por calmas charlas de sobremesa. Tan bueno que se masivizó... y llegaron mamá y la tía Coca, con su autoayuda y sus gatitos. Y con ellas llegaron sus titiriteros de la TV, ahora en la forma de call centers llenos de trolls, camuflados con nombre de vieja y difundiendo sus ideas ahogadas en vinagre. Llegaron también jovenísimas criaturas de gónadas inmaduras e ideas aún más verdes, reclamando espacios seguros para proteger sus frágiles egos de la cruel realidad de la existencia del otro y su capacidad de desacuerdo.

Las nuevas redes sociales triunfaron convirtiéndose en el lugar de interacción de la totalidad de "la gente". Y quienes habíamos llegado allí buscando refugio de la banalidad del mundo, de la noche a la mañana nos encontramos agobiados y ahogados por ella.
Algunos huyeron despavoridos. Otros rindieron sin hidalguía su pensamiento independiente, a cambio del cálido ronroneo de la multitud. Y otros en cambio, dejando expuesta nuestra falta de inteligencia social, insistimos intentando empujar el transatlántico a remo...
Hace unos días Twitter cerró definitivamente mi cuenta, por acumulación de denuncias de "abuso". Personas profundamente ofendidas porque me atreví a no pensar como ellas, me reportaron  por "misógino", "ateo", "chupacirio", "comunista", "fascista", "liberal", "progre", "populista" o "conservador". Cada uno usó el concepto con el que su tribu particular denota al pensamiento independiente. Sin notar claro que, al denostarme, lo hacían coincidiendo con miembros de otras facciones cuyas ideas detestan. 

Y aquí estamos, de nuevo en casa. Si Blogger ha muerto ¡viva Blogger!

jueves, febrero 25, 2016

Un isótopo de la verdad

Si la verdad es un elemento químico, Veritassium es uno de sus isótopos. Es el nombre de uno de los mejores canales de YouTube con los que me tocó Cruzame. Tengan algunos ejemplos de buenos videos:

Celulares y cáncer: ¿causan cáncer los celulares? ¿por qué sabemos que no lo hacen? ¿por qué entonces hay tanto mito al respecto, y chantas que viven de eso? ¿no hay papers que hablan de correlación positiva entre el uso de celulares y el cáncer cerebral? ¿cómo sabemos que esos papers no son creíbles? Varias respuestas a varias preguntas



Cambio climático: ¿cómo sabemos que hay cambio climático? ¿cómo sabemos que hay un calentamiento y no un enfriamiento? ¿cómo sabemos que la causa es el CO2 en lugar de otro gas cualquiera? ¿cómo sambemos que se trata del CO2 debido a la actividad humana, y no el originado en alguna otra fuente? Esas preguntas y varias otras, con sus respuestas, en este video



Más sobre cambio climático: ¿qué tanta confunsión existe en la población sobre el calentamiento global? ¿por qué mucha gente cree que hay un "debate científico" donde lo que hay es un acuerdo casi absoluto? ¿cómo puede ser que los intereses sean tan fuertes que logren engañar a la inmensa mayoría de los votantes sobre la gravedad del problema?




Finalmente: ¿si tengo mucha suerte hoy, tendré menos suerte mañana? ¿por qué nuestra tendencia a la apofenia, o sea a a ver patrones donde no los hay, nos hace caer en falacias causales? ¿por qué vemos causas donde lo único que hay es azar, o sea ausencia de causas? Un excelente video sobre un tema muy antiintuitivo




Ahora la letra chica: el canal Veritasium está en inglés, lo que puede dejar afuera a muchos potenciales interesados. Sepan al menos que a pesar de que el anfitrión es australiano, los videos están hablados en un inglés claro y sin demasiado acento local. Sepan también que todos los videos están subtitulados en inglés y muchos de ellos lo están también en castellano (usando los controles de YouTube), lo que facilita el seguimiento a quienes manejen poco el inglés.

Bueno, espero haberlos convencido de suscribirse a Veritassium.

sábado, febrero 13, 2016

Ondas gravitacionales, LIGO, y la Relatividad General

Siguiendo el anuncio de LIGO del descubrimiento de ondas gravitacionales, me puse a tuitear un poco sobre el tema. 


El amigo PampaGringa (@LeANRoui) se tomó el trabajo de recopilar los tuits en un Storify, que les dejo acá para que lo disfruten. 

jueves, octubre 01, 2015

Agua en Marte

Entre Twitter, Facebook y el poder maléfico de Storify, el viejo adagio de que "nadie resiste un archivo" se cierne sobre el alma del humilde divagante...

Acá mis disquisiciones sobre el reciente hallazgo de agua líquida en Marte, compiladas por @asoliverez, a quien se agradece el laburo.


domingo, diciembre 14, 2014

Divulgativas tuiteras

Agradezco al amigo Horacio el haberse tomado el trabajo de recopilar uno de mis intentos divulgativos tuiteros. En este caso, sobre el Big Bang y la actitud de los científicos hacia el credencialismo. Sírvanse los interesados seguir este link

sábado, agosto 02, 2014

Ladrones electromagnéticos

Despotricaba en twitter contra la banda de mediocres de mi Facultad que empezaron a robar jugando con los miedos irracionales de la gente, fomentando el mito urbano de que las estaciones transformadoras de electricidad causan cáncer, y @lizbalut se tomó el trabajo de juntar los tuits y publicarlos en su blog. Pasen a leer, y a pasear un rato por el blog que tiene otras reflexiones bastante más interesantes que las mías.

miércoles, enero 01, 2014

Un par de cachetadas a la utopía tecnológica capitalista....

Más de una vez hemos posteado aquí charlas de TED. Son videos particularmente disfrutables, sobre innovaciones tecnológicas o científicas que darán forma al futuro. Pero....

Pero, también es cierto la tecnología de cultivo de órganos jamás será implementada salvo para los más ricos, porque el orden mundial no puede soportar una población más longeva, que la educación jamás llegará a dotar a toda la población con las herramientas cognitivas básicas para el análisis de la realidad, porque una población con tales capacidades es peligrosa, o que la desextinción de especies animales no será más que para los zoológicos, ya que el mundo no puede volver tener un orden ecológico estable con este sistema económico.

En ese sentido, esta crítica a las charlas de TED es iluminadora, genial como pocas, con un análisis a la vez simple y profundo. No se la pierdan:

__________________________________________

En nuestra cultura, hablar sobre el futuro a veces es una forma educada de decir cosas sobre el presente, que de otro modo serían descorteces o arriesgadas.

Pero ¿alguna vez se preguntaron por qué tan poco del futuro prometido en TED Talks se hace realidad? Tanto potencial y entusiasmo, y tan poco cambio real. ¿Están esas ideas equivocadas? ¿O está equivocada la idea sobre lo que esas ideas pueden hacer por sí mismas?

Yo escribo sobre el entrelazamiento entre la tecnología y la cultura, sobre cómo las tecnologías permiten la realización de ciertos mundos, y al mismo tiempo sobre cómo las estructuras culturales determinan el modo en que estas tecnologías van a evolucionar, hacia aquí o hacia allá. Es donde la filosofía y el diseño se entrecruzan.

Así que la conceptualización de posibilidades es algo que me tomo muy en serio. Por eso yo, y muchas otras personas, creemos que es hora de dar un paso atrás y hacer algunas preguntas serias sobre la viabilidad intelectual de cosas como TED.

Así que mi charla en TED no se trata de mi trabajo o de mi nuevo libro - la perorata habitual - sino sobre TED, qué es y por qué no funciona.

La primera razón es una simplificación excesiva.

Para que quede claro, yo creo que tener gente inteligente que hace cosas muy inteligentes explicando lo que hacen de manera que todo el mundo pueda entenderlo es algo bueno. Pero TED va mucho más allá de eso. 

jenme que les cuente una historia. Estuve una vez en una presentación que un amigo, un astrofísico, dio ante un potencial mecenas. En mi opinión, la presentación fue lúcida y convincente (y yo soy profesor de Artes Visuales aquí en UC San Diego, así que al final yo no sé realmente nada sobre astrofísica). Después de la charla el patrocinador le dijo: "¿Sabes qué? paso, porque no me siento inspirado ... deberías ser más como Malcolm Gladwell."

En ese punto, medio como que me perdí ¿se lo imaginan?

Piensen en esto: un científico real que produce conocimiento real ¡debe ser más como un periodista que recicla ideas falsas! Esto va más allá de la divulgación, se trata de tomar algo con valor y con sustancia y podarlo de modo que se pueda tragar sin masticar. Esta no es la solución a nuestros problemas más alarmantes - más bien ¡se trata de uno de ellos.

Así que les hago una pregunta: ¿personifica TED una situación en la cual se le dice a un científico (o a un artista, o a un filósofo, o a un activista, o a quien fuere) que su trabajo no es digno de apoyo porque el público no lo aplaude?

Yo sostengo que la astrofísica ejecutada según el modelo de "American Idol" es una receta para el desastre de la civilización.

¿Qué es TED?


Entonces, ¿qué es exactamente TED?

Tal vez sea la propuesta de que, si hablamos lo suficiente sobre las ideas que pueden cambiar el mundo, entonces el mundo cambiará. Pero eso no es cierto, y ese es el segundo problema.

TED, por supuesto, significa Tecnología, Entretenimiento y Diseño, y voy a hablar un poco sobre los tres. Pienso TED en realidad significa: megaiglesia del infotenimiento.

El recurso retórico clave para las charlas en TED es una combinación de epifanía y testimonio (un "epifamonio" si se quiere) a través de la cual los expositores comparten un viaje personal de comprensión y de realización, con sus triunfos y tribulaciones.

¿Qué es lo que el público de TED espera obtener de esto? ¿Una visión indirecta, un fugaz momento de asombro, una idea de que tal vez es todo va a salir bien después de todo? ¿Una llamada espiritual?

Lo siento, pero esto enfrenta los retos que supuestamente estamos aquí para enfrentar. Estos retos son complicados y difíciles y no se les puede dar soluciones ordenadas y "así de simples", no importa la experiencia optimista de nadie. Teniendo en cuenta lo que está en juego, tener a los mejores y más brillantes perdiendo su tiempo - y el de la audiencia - bailando como anfitriones de un comercial es un precio demasiado alto. Es cínico.

Además, simplemente no funciona.

Recientemente se levantó un poco de polvareda cuando TEDGlobal envió una nota a los organizadores de TEDx, pidiéndoles que no reciban expositores cuyo trabajo se extienda sobre lo paranormal, las conspiraciones, la "neuroenergía cuántica" New Age, etc: lo que llamamos pseudociencia. En lugar de estos placebos, TEDx debería apoyar charlas imaginativas pero basadas en la realidad. Para ser justos, se preocuparon por eso, gesto que debe ser reconocido. Una gran cantidad de personas toman TED muy en serio, y el estamparles las credenciales de TED podría dar crédito a ideas muy engañosas. "No" a la ciencia placebo y a la medicina placebo.

Pero ... los corolarios de la ciencia y la medicina placebos son la política placebo y la innovación placebo. Sobre este punto, TED tiene aún un largo camino por recorrer.

Quizás el pináculo de la política e innovación placebo tuvo lugar en TEDx San Diego en 2011. ¿Están ustedes familiarizados, asumo, con Kony2012 , la campaña en las redes sociales para detener los crímenes de guerra en el centro de África? Entonces, ¿qué pasó aquí? Un hermano evangélico surfer quiere a ayudar a los niños en África. Hace un video cursi explicando el genocidio al elenco de Glee. El mundo encuentra su epifanía pública superficial hasta el punto del auto-engaño. La compleja geopolítica de África central queda inalterada. Y Kony sigue ahí. Fin.

¿Lo ven? cuando la inspiración se convierte en manipulación, la inspiración se convierte en ofuscación. Si usted no es cínico debe ser escéptico. Y debe ser tan escéptico de la medicina placebo como de la política placebo.
 

T y Tecnología


T - E - D. Voy a recorrer cada letra rápidamente.

Así que la primera: Tecnología...

Oímos de que no el cambio tecnológico está aumentando, sino que también el ritmo del cambio se está acelerando. Si bien esto es cierto a nivel de la capacidad computacional planetaria, al mismo tiempo - y, de hecho, de modo interconectado - también estamos en un momento de desaceleración cultural.

Invertimos energía en tecnologías futuristas de la información, incluso en nuestros coches, pero conducimos a nuestras casas de arquitectura kitsch copiada del siglo 18. El futuro que se nos ofrece es uno en el que todo cambia, siempre y cuando todo siga igual. Tendremos los Google Glasses, pero con ropa informal de negocios.

¿Es esta timidez nuestro camino hacia el futuro? No, es increíblemente conservadora, y no hay razón para pensar que más gigaflops nos vayan a inmunizar.

Porque, si un problema es de hecho endémico a un sistema, entonces los efectos exponenciales de la ley de Moore sólo servirán para amplificarlo. Es más cálculo a lo largo de la curva equivocada, y dudo que eso sea necesariamente un triunfo de la razón.

Parte de mi trabajo es explorar los cambios tecnoculturales profundos, del post-humanismo al post-antropoceno, pero la versión de TED tiene demasiada fe en la tecnología, y no el suficiente compromiso con la tecnología. Es tecnoradicalismo placebo, jugando con el riesgo a fin de reafirmar nuestra cómodidad.

Así que nuestras máquinas se vuelven más inteligentes y nosotros más estúpidos. Pero no tiene por qué ser así. Ambos podríamos ser mucho más inteligentes. Otro futurismo es posible.
 

E y economía


Una mejor 'E' en TED correspondería a la economía, y a la necesidad de imaginar y  diseñar sistemas diferentes de valoración, de intercambio, de representación de externalidades, de financiación, de planificación coordinada, etc. Porque "estados más mercados" o "estados versus mercados" son modelos insuficientes, y nuestra discusión se ha quedado atascada en la Guerra Fría.

Peor aún es cuando se debate la economía como si fuera metafísica, como si la realidad de un sistema económico no fuera más que un mal ejemplo del ideal.

El comunismo, en teoría, es una utopía igualitaria.

El comunismo realmente existente significó la devastación ecológica, el espionaje del gobierno, los coches de mierda y los gulags.

El capitalismo, en teoría, es naves espaciales, nanomedicina, y Bono salvando al África.

El capitalismo realmente existente significa empleos de Walmart, mansiones, personas que viven en las alcantarillas de Las Vegas, Ryan Seacrest ... y además - la devastación ecológica, el espionaje del gobierno, el transporte público de mierda y las prisiones con fines de lucro.

Nuestras opciones de cambio van básicamente de lo que tenemos con un poco más de Hayek, a lo que tenemos con un poco más Keynes... ¿Por qué?

Los siglos recientes han visto logros extraordinarios en la mejora de la calidad de vida. La paradoja es que el sistema que tenemos ahora -como sea que quieran llamarlo- es, en el corto plazo, el que hace que las increíbles nuevas tecnologías sean posibles, pero, en el largo plazo, es también el que suprime su pleno florescimiento.

Otra arquitectura económica es un requisito previo.

 

D y diseño


En lugar de que nuestros diseñadores propongan el mismo proyecto de "un agente para el cambio para bien" una y otra vez, y luego se pregunten por qué no se implementa a gran escala, tal vez deberíamos darnos cuenta de que el diseño no es una respuesta mágica. El diseño importa mucho, pero por razones muy diferentes. Es fácil obtener entusiastas del diseño ya que, al igual que hablar sobre el futuro, es un tema de conversación más cortés que referirse a los elefantes blancos en la habitación,

Tales como...

Celulares, drones y genomas, lo que hacemos aquí en San Diego y La Jolla. Además de cosas grandiosas que estas tecnologías logran, son la base del espionaje de la NSA, de los robots voladores asesinos, y de la privatización total de la biología. Eso también es lo que hacemos aquí.

El potencial de estas tecnologías es maravilloso y horrible al mismo tiempo, y para ponerlo al servicio de un futuro mejor, el diseño como "innovación" no es una idea suficientemente fuerte por sí misma.
Tenemos que hablar más del diseño como "inmunización", que impida activamente ciertas "innovaciones" potenciales que no queremos que tengan lugar .

 

Y así ...


En cuanto a una moraleja simple... No tengo una moraleja simple, una idea mágica. Ese es digamos mi punto. Me gustaría decir que si y cuando los problemas clave que enfrenta nuestra especie se resuelvan, entonces tal vez muchos de nosotros en esta habitación estaríamos sin trabajo (e incluso en la cárcel).

Pero no es que haya una escasez de temas para un debate serio. Necesitamos una conversación más profunda acerca de las diferencias entre el cosmopolitismo digital y el feudalismo de la nube (y en ese sentido, una historia extraña sobre la informática y el cumpleaños de Alan Turing como un festejo).

Quisiera ver nuevos mapas del mundo, los que no se basen en el colonialismo de los pioneros, en genomas heredados y en los mitos de edad de bronce, sino en algo más... escalable.

TED hoy no es eso.

Los problemas no son "rompecabezas" que hay que resolver. Esa metáfora asume que todas las piezas necesarias ya están sobre la mesa, que sólo tienen que ser reorganizadas y reprogramadas. No es cierto.

La "innovación", definida como mover las piezas alrededor y añadir más potencia de procesamiento no es una gran idea que vaya a perturbar el status quo: es, precisamente, el status quo.

Uno de los oradores de TED dijo recientemente, "Si se elimina este límite ... el único límite es nuestra imaginación". Error.

Si de verdad queremos una transformación, tenemos que sudar tinta a través de temas difíciles (la historia, la economía, la filosofía, el arte, las ambigüedades, las contradicciones). Hacer esto a un lado para centrarse sólo en la tecnología o en la innovación, en realidad previene transformación.

En vez de embrutecer el futuro, tenemos que elevar el nivel de comprensión general al nivel de complejidad de los sistemas en los que estamos inmersos, y que están incrustados en nosotros. No se trata de "historias personales de inspiración", se trata de una obra difícil e incierta de desmitificación y reconceptualización: las cosas duras que realmente cambian la forma en que pensamos. Más Copérnico, menos Tony Robbins.

A nivel social, la conclusión es que si invertimos en cosas que nos hacen sentir bien, pero que no funcionan, y no invertimos en cosas que no nos hacen sentir bien, pero que pueden resolver nuestros problemas, entonces nuestro destino es que se vuelva cada vez más difícil sentirse bien acerca de lo que no funciona.

En este caso, el placebo es peor que ineficaz, es perjudicial. Desvía nuestro interés, entusiasmo e indignación, hasta que son absorbidos por el agujero negro de la afectación.

' Mantengan la calma y continúen "innovando" ' ... ¿es ese el verdadero mensaje de TED? Para mí eso no es inspirador, es cínico.

En los EE.UU. la derecha tiene ciertos canales mediáticos que le permiten recortar de la realidad ... otros grupos tienen TED.

_______________________________________

Artículo original en inglés en The Guardian

domingo, abril 28, 2013

Responso


Lo que sigue es una traducción bastante libre de un texto que anda circulando por la web y que me parece hermoso

 
                                Quieres que un físico hable en tu funeral. Quieres que el físico le hable a tu doliente familia de la conservación de la energía, de modo que entiendan que tu energía no ha muerto. Quieres que el físico le recuerde a tu desconsolada madre sobre la primera ley de la termodinámica, que dice que ninguna energía se crea en el universo, y ninguna se destruye. Quieres que tu madre sepa que toda tu energía, cada vibración, cada BTU de calor, cada onda de cada partícula que formaba a su amado hijo, permanece con ella en este mundo. Quieres que el físico le diga a tu sufriente padre que a las energías del cosmos diste todo lo bueno que tenías.
Y esperas que en un momento el físico baje del púlpito y camine hacia tu abatida esposa en su silla, y le diga que todos los fotones que alguna vez rebotaron en tu cara, todas las partículas cuyos caminos fueron interrumpidos por tu sonrisa, por el roce de tu cabello, cientos de miles de millones de partículas, se han desparramado corriendo como niños, sus caminos cambiados para siempre por ti. Y mientras la viuda se mece en los brazos de tu amorosa familia, quiera el físico hacerle saber que todos los fotones que rebotaron en ti y luego se reunieron en esos detectores de partículas que son sus ojos, que esos fotones crearon dentro de ella constelaciones de neuronas cargadas electromagnéticamente cuya energía durará para siempre.
Y el físico le recordará a la congregación cuánta de toda nuestra energía se emite en forma de calor. Podría haber algunos abanicándose con sus programas mientras lo dice. Y él les dirá que el calor que fluyó a través de ti en vida sigue aquí, sigue siendo parte de todo lo que somos, incluso mientras lloramos y continuamos con el calor de nuestras propias vidas.
Y quieres que el físico le explique a aquéllos que te amaron que no necesitan tener fe y, de hecho, no deben tener fe. Que les haga saber que pueden medir, que los científicos han medido con precisión la conservación de la energía y la encontraron exacta, verificable y consistente a través del espacio y del tiempo. Y puedes esperar que tu familia examine las pruebas y se asegure de que la ciencia es sólida y que sean consolados al saber que tu energía todavía está alrededor. De acuerdo con la ley de la conservación de la energía, ni un poco de tí se ha ido, sólo estás menos ordenado.
Amen.   
Aaron Freeman

Me parece una manera muy elegante de explicar que el naturalismo y la ciencia no renuncian a la trascendencia, sino solo a los mitos sencillos a través de los cuales los hombres primitivos creían alcanzarla.
_____________________

Aaron Freeman es un escritor, periodista y comediante americano (bio), el texto fue parte de All things considered (escuchar).


sábado, marzo 09, 2013

Moon hoax not, o la paranoia boba como propaganda contra el escepticismo racional

Ya hemos hablado por aquí de cómo el devenir de los acontecimientos históricos con posterioridad a la caída del muro, ha entronizado al escepticismo extremo y simplón como la filosofía más difundida entre los ciudadanos de a pie, no sólo en términos del análisis político, sino sorprendentemente también en el terreno epistemológico. Este modo de ver el mundo pretende que cualquiera sea la proposición, si al poder le conviene que sea verdad, entonces probablemente sea falsa. Que tal criterio de validación suene bastante traído por los pelos, embebidos como estamos en un entorno de filosofía posmoderna y  fashionable nonsense, a nadie parece preocuparle.

Entre las consecuencias de este movimiento irracionalista, se cuenta la creciente difusión de varios mitos laicos, el más difundido de los cuales es el que reza que el hombre nunca llegó a la Luna y que todo se filmó en un estudio de Hollywood (algunos incluso agregan que fue bajo la dirección de Stanley Kubrik). En este video, G. S. Collins(*), un director con años de experiencia en cine, analiza el problema con ironía y desde un punto de vista muy original, al preguntarse: los efectos visuales necesarios para fingir un alunizaje ¿eran posibles en 1969? Los invito a disfrutarlo.


Antes que nadie lo pregunte, no creo que lo que piense la audiencia de Tinelli sobre el alunizaje del Apolo sea realmente importante para la realidad política internacional. Sin embargo, sí creo que es importante combatir el presente Zeitgeist delirante en todos sus frentes, porque la peor de sus consecuencias es la reacción de rechazo que produce en la gente lo bastante inteligente como para notar su irracionalidad. Este rechazo fundamenta que, en los pocos casos en que la paranoia tiene bases atendibles, la mentira pueda persistir en el tiempo sin que nadie la discuta con demasiada fuerza.

_________________________
(*) Antes de que infaltable comentarista anónimo, representante último del Gil Universal, pregunte sagazmente "¿quien le paga a Collins para hacer ese video? ¿ehh?", les dejo el link a su canal de YouTube, donde se puede leer un poquito de la ideología política de Collins, quien no de casualidad vive en Amsterdam.

lunes, febrero 25, 2013

Popper y la irrefutabilidad del feminismo

Leyendo este libro maravilloso que me recomendó @ab_atar en Twitter, me encontré con la siguiente cita de Karl Popper:
[...] comprobé que mis enemigos, admiradores de Marx, Freud y Adler, estaban impresionados por algunos elementos comunes a estas teorías y sobre todo por su aparente poder explicativo. Ellas parecían capaces de explicar prácticamente todo lo que sucedía en los campos a los cuales se referían. El estudio de cualquiera de ellas parecía tener el efecto de una conversión o revelación intelectual, que permitía levantar los ojos sobre una nueva verdad, vedada a los no iniciados. Una vez abiertos de este modo los ojos, por todas partes se percibían confirmaciones: el mundo pululaba de comprobaciones de la teoría. Cualquier cosa que sucediera, la confirmaba siempre. Su verdad aparecía así manifiesta; y, en cuanto a los incrédulos, se trataba claramente de personas que no querían la verdad manifiesta, que rechazaban verla, porque era contraria a sus intereses de clase, o a causa de sus represiones todavía “no-analizadas” y que reclamaban a voces un tratamiento clínico.
que sigue con 
[...] el elemento más característico de esta situación me pareció el flujo incesante de las confirmaciones, de las observaciones, que “comprueban” las teorías en cuestión... Un marxista no podía abrir un periódico sin encontrar en cada página un testimonio capaz de confirmar su interpretación de la historia; no solamente por las noticias, sino también por su presentación – que muestra los prejuicios clasistas del periódico – y sobre todo, naturalmente, por aquello que no decía. En cuanto a Adler, quedé muy impresionado por una experiencia personal. Una vez, en 1919, le expliqué un caso que no me parecía particularmente adleriano, pero que él no encontró dificultad en analizar en los términos de su teoría de los sentimientos de inferioridad, a pesar de ni siquiera haber visto al niño. Un poco desconcertado, le pregunté cómo podía estar tan seguro. “A causa de mi experiencia de miles de casos parecidos” respondió; por lo cual no pude contenerme y comenté: “Y con este último, supongo, su experiencia ya llega a los mil y un casos”
para finalizar contrastando con la gravitación einsteniana
[...] incluso si los instrumentos de medición de la época no permitían pronunciarse con absoluta certeza sobre los resultados de los controles, subsistía claramente la posibilidad de confutar la teoría
Respecto del psicoanálisis, me parece que la observación de Popper es muy certera: el problema de la teoría psicoanalítica es que afirma verdades universales, y es precisamente esa característica, que muchos sus seguidores reivindican como su mayor logro, lo que la convierte en una superchería para nuestro siglo. Sobre este tema hemos discutido ampliamente en este blog (ver acá y acá) por lo cual, en lugar de repetir mis argumentos, invito a los interesados a leer los posts y las discusiones subsiguientes.

Respecto del marxismo, en mi opinión políticamente Popper era un gorila de pelo duro. Sin embargo, desde lo poco que sé sobre el tema, coincido superficialmente con algo de lo que se señala en este ensayo: el primer marxismo hacía afirmaciones refutables (por ejemplo, como teoría de la historia preveía la inevitabilidad de una revolución de la clase trabajadora). Algunas de esas afirmaciones refutables, fueron de hecho refutadas (la revolución rusa no se extendió al resto de Europa). Para evitar el  uso político de tales refutaciones, la teoría fue modificada relajando varias de sus afirmaciones, de modo de darle esa propiedad de universalidad que tiene el psicoanálisis. Eso, que puede ser conveniente desde un punto de vista político, ciertamente no lo es en el aspecto epistemológico. Es a esta teoría modificada, viva hoy en las pancartas de la izquierda universitaria, a la que se dirigían las críticas de Popper. De hecho uno puede afirmar que fue la exageración de dicha "relajación de criterios" la que terminó conduciendo, luego de esa desilusión final causada por la caída de la Unión Soviética, al marasmo filosófico de la izquierda posmoderna. Me preguntaba que pensaría de esto Jack Celliers, quien desde su blog desafía constantemente esa visión del marxismo como superchería, cuando por encadenamiento de ideas terminé pensando en el feminismo.

Y es que me parece que al feminismo, y en particular a su teoría del patriarcado, ciertamente se le aplica la crítica de Popper. Para las feministas, absolutamente cualquier hecho, desde la existencia del matrimonio hasta la estructura de los plurales en castellano, es una evidencia de la opresión de género. Si una mujer vive cómodamente sin trabajar, eso no la colocaría una situación ventajosa sino que, al contrarío, sería una consecuencia de que su marido la ve como una propiedad. Si otra mujer, sólo por serlo, no es reclutada para ir a la guerra, eso no sería una protección evidente sobre su género, sino una muestra de que no se la considera capaz de defender a su patria. Estas cuestiones y otras similares, relacionadas con la irracionalidad de la ideología feminista, se discuten en profundidad en el excelente canal de YouTube GirlWritesWHAT. Descartando la hipótesis de que se trate de Jack Celliers en un muy convincente disfraz de mujer, supongo que esta chica debe parecer a las feministas una versión "de género" de lo que los sionistas llaman un "self-hating jew". Sirva como muestra este video



Va con un abrazo para Jack, que sé que se va a divertir mucho mirando estos videos. A él y a todo aquél que, como yo, se sienta incómodo con la inclusión en el decálogo de la corrección política de esa ideología conservadora llamada feminismo, recomiendo también el blog de GirlWritesWHAT.

______________________________________

PS: lamentablemente los videos están en inglés. Para los que no puedan seguirlos, una opción sería usar el subtitutulado con traducción automática de YouTube (aunque no anda muy bien porque esta chica habla de modo muy coloquial) y otra es ir al blog, donde los videos están desgrabados, y utilizar allí la herramienta de traducción de sitios que ofrece Google.